Oración Jueves 7 de Febrero de 2019

Qué hermosa mañana me regalas, Señor, gracias por este nuevo despertar.

Gracias por mi vida, por mi familia, por este nuevo día. Bendito sea el Señor que me ama y que me llena de fuerza, que me anima a seguir a su lado y dejarme llevar por su amor.

Bendito seas, mi Padre Dios, que me creaste y me regalaste la existencia. Te alabo en esta nueva mañana en la que me permites estar a tu lado.

Hoy quiero iniciar este día con la confianza que me da el saber que me acompañas, que me bendices y que me ayudas a salir adelante. Gracias porque me siento alegre a pesar de las pruebas que me toca atravesar.

Bendíceme, Padre, para estar contigo, para amarte, para darte mi vida y entregártela como Tú te entregaste por mí.

Háblame, grítame si es necesario, para que me despierte y no me pierda de vivir, que no me pierda de los que amo por estar distraído, que no me pierda de esta oportunidad maravillosa de vivir más y más cada día gracias a tu bondad.

Sin Ti estaría perdido, confundido, mendigando lo poco que creería merecer. Eres la alegría de mi corazón, en Ti espero en Ti existo.

No hay nadie fuera de Ti en quien pueda poner mi confianza y nadie que pueda apartarme de tu amor.

Gracias por estar en mi vida, por tomarme en tus manos y moldearme, por hacerme quien soy, por aceptarme siendo así como soy.

Renueva todo en mí, mi Dios, crea en mí un corazón puro, hazme capaz de encontrarte siempre, de mirarte. Te alabo, Padre del Cielo, porque me amas, porque me das la vida, porque cuidas y proteges a los que amo. Amén